Los cinco grandes ‘Qués’ al montar un laboratorio de idiomas

Empieza a quedar atrás aprender gramática francesa copiando de la pizarra o empollar los verbos irregulares ingleses que nunca van a utilizar. Cada vez se insiste en la práctica de las habilidades comunicativas. Conocer el pretérito del verbo “to eat” importa poco si no puedes usarlo manteniendo una conversación.

Aprender una lengua extranjera es en gran parte como aprender a tocar un instrumento. Por supuesto debemos tener conocimientos teóricos, pero la única forma de llegar a tocar alguna melodía es mediante la práctica. Y ser un virtuoso del violín requiere de muchísima pràctica.

Las aulas de idiomas modernas permiten al profesor orquestar actividades en que todos los alumnos pueden practicar una lengua escuchándola, hablándola, leyéndola y escribiendo de un modo interactivo y personalizado.

Los alumnos podrán repetir frases para internalizar gramática y vocabulario, practicar su pronunciación y, más importante todavía, usarán sus habilidades lingüísticas en escenarios prácticos.

El uso de la informática para el aprendizaje de idiomas suele animar a los jóvenes a involucrarse más. La “Generación Internet” se aburre en un entorno de clase tradicional, pero se mueve sin problemas entre ordenadores.

1. ¿Qué ejercicios puedo realizar en el aula de idiomas?

El laboratorio de idiomas debe disponer de equipos para que los estudiantes practiquen sus habilidades lingüísticas. Los alumnos no tendrán un rol meramente pasivo:

  • Se usarán materiales multimedia
  • Los alumnos se grabarán y escucharán a sí mismos hablando en la lengua extranjera
  • Los alumnos conversarán por parejas o grupos

A continuación proponemos dos tipos de actividades que funcionan muy bien pedagógicamente y que suelen motivar muchísimo a los alumnos:

Interpretar un personaje y grabar la conversación

Podemos poner a los alumnos por parejas. Uno hará ver que es el propietario de un coche que quiere vender mientras el otro alumno será un estudiante universitario que busca un coche de segundo mano. En este escenario vendedor y comprador potencial se han citado para ver el coche y ver si les interesa ponerse de acuerdo. Para ello, cuentan con unos diez minutos.

El primer paso para cada pareja de alumnos será planificar el ejercicio: apuntarse qué vocabulario y expresiones deberán usar, cómo discurrirá la inspección del coche y qué preguntas se harán mutuamente. El profesor les puede orientar sobre qué temas tocar.

Una vez ya tienen pensado qué van a hacer, se les pedirá que activen su grabador de audio y que empiecen la entrevista de diez minutos. Posteriormente el profesor, si lo ve conveniente, permitirá que los alumnos revisen las grabaciones y las guardará en el servidor para su evaluación.

Utilizar archivos multimedia y grabar la interpretación

Para esta actividad el profesor debe haber seleccionado un fragmento audiovisual (puede ser un trozo de una película o un programa de televisión, por ejemplo) de una pareja comiendo en un restaurante. Aquí el objetivo es que los alumnos se graben mientras vayan repitiendo las frases del diálogo.

La mayoría de aplicaciones para laboratorios de idiomas permiten preestablecer puntos de interrupción allá donde queramos que los alumnos repitan lo oído, o que los alumnos vayan parándolo ellos mismos donde consideren.

Una vez realizada la actividad, el alumno puede escuchar su propia grabación o puede alternarla con el original para comparar y ver qué tiene que mejorar. Una vez terminado, el ejercicio se guarda en el servidor y el profesor puede evaluarlo.

2. ¿Qué material puedo usar para las actividades?

Básicamente disponemos de tres fuentes distintas: material creado por los propios profesores, material reciclado de entre lo ya existente y material comprado a terceros:

Reciclar material ya existente

Si un centro se decide a implantar un laboratorio de idiomas se beneficiará de actualizar y adaptar algunos de los materiales que se venían usando hasta el momento. Sin embargo, se debe tener en cuenta el proceso de adaptación tecnológica de los profesores para que puedan dar el salto con seguridad pero, en el ínterin, seguir dando clase sin que se resienta la calidad o su estado anímico.

Material de proveedores

Las editoriales cada vez más facilitan CD-ROMs con material adicional al de sus libros de texto, y algunos fabricantes de libros digitales empiezan a incluir ejercicios multimedia pensados específicamente para su trabajo en el aula de idiomas. Es cuestión de evaluar lo que ofrece el mercado y adquirir lo que aporte calidad y sé realista con las posibilidades del centro y del profesorado

Internet

Si el profesor decide fabricarse su propio material, Internet es una fuente de recursos inagotable. A continuación te facilitamos algunos ejemplos:

  • En Youtube puedes encontrar gran cantidad de vídeos que te servirán para tus clases.
  • Las webs de las diferentes Consejerías de Educación tienen apartados donde han colocado materiales ya pensados para los laboratorios de idiomas.
  • En Teachertube (www.teachertube.com), hay infinidad de de videos educativos utilizables sobre casi cualquier tema.
  • En A4esl.org (http://a4esl.org) hay actividades para el aprendizaje del inglés como lengua extrangera… a partir de 36 idiomas, entre ellos el castellano, gallego o catalán.

3. ¿Qué papel tendrá el profesor?

A pesar de usarse la informática, el papel del profesor es más importante que nunca. De hecho, los ordenadores, el software aprendizaje de idiomas y los materiales multimedia no son más que herramientas con que cuenta el profesor para que sus alumnos se motiven y aprendan. Para decirlo gráficamente, el profesor cuenta con más “tentáculos” que nunca: si antes sólo disponía de pizarra, libro de texto, fotocopias y reproductor de CD, ahora cuenta con vídeo, y audio interactivos. Cuenta con “duendes virtuales” para que los alumnos practiquen, repitan, conversen, vean, interactúen y se comporten en el aula casi como si estuvieran en Londres, París o Frankfurt.

Eso sí: el profesor tiene que familiarizarse con nuevos términos como “multimedia”, “trabajo colaborativo”, “contexto de mundo real”, ya que serán las claves para todos los ejercicios que hagan sus alumnos en el aula. Los ejercicios más potentes suelen involucrar el uso de audio y vídeo y suelen permitir que el alumno pueda repetir, volver a escuchar o controlar el ritmo del ejercicio.

Podríamos decir que es un cambio de chip: pasamos del rol de transmisores unidireccionales de conocimiento, al de guías y coordinadores de todas las fuentes a disposición el alumno.

Si necesitas formación TIC en el área de lengua extranjera, son muy recomendables los cursos gratuitos del MEC en el Instituto de Tecnologías Educativas (ITE) cuya función es fomentar el uso de esta tecnología en el aula de idiomas. Para lenguas extranjeras, consulta los cursos gratuitos disponibles.

4. ¿Qué modelo de laboratorio de idiomas es mejor?

Actualmente lo más habitual para el aprendizaje de idiomas informatizado es aprovechar la misma infraestructura con que cuente el centro educativo. Hay centros que tienen un laboratorio dedicado únicamente a los idiomas, lo que sin duda ofrece ventajas. Los equipos se usan para un único fin, con lo que los problemas técnicos suelen ser menores y más fáciles de detectar.

Pero lo más habitual y económico es usar para el aprendizaje de idiomas los mismos ordenadores que el resto del colegio o netbooks.. Al no dedicarse un aula sólo a los idiomas, se reduce el coste de compra de ordenadores, a la vez que se optimiza su uso.

Imperan dos modelos principales:

  1. Carritos de portátiles: Cada vez son más los centros que tienen portátiles a disposición de los alumnos. Cuando no se usan, se guardan en carritos con ruedas que se pueden cerrar con llave. Los mismos portátiles que se usan para clase de matemáticas, se pueden usar para ejercitar el inglés con sólo añadirles micros, auriculares y el software adecuado.
  2. Aula TIC: Se utilizan los mismos ordenadores del aula de informática del centro. Sólo hará falta añadirles auriculares y micros.

Si compartimos el mismo equipamiento informático con los demás profesores de otras materias, el aula se usará, por ejemplo a las 9h para matemáticas, a las 10h para inglés y a las 11h para historia. No tiene mayor complicación que acordar los horarios cuando hagamos la programación a principios de curso o de semestre.

5. ¿Qué “extras” se necesitan para montar un laboratorio de idiomas?

Si ya tenemos los ordenadores, únicamente necesitaremos instalar software específico para el aprendizaje de idiomas informatizado. Este software es el que permite que los profesores, por ejemplo, generen contenidos y ejercicios para que los alumnos practiquen su expresión oral, trabajen a partir de vídeos, o se encuentren con ejercicios del tipo “repite conmigo” para mejorar su pronunciación.

Cada alumno deberá disponer de auriculares y un micrófono, esenciales para la realización de los ejercicios que les propongamos.

Finalmente, es esencial contar con mecanismos para supervisar a los alumnos, ver qué van haciendo, ayudarles si tienen un problema y tomar el control de sus equipos. NetSupport School, conocida para el control del aula, también incorpora prestaciones específicas para el aprendizaje de idiomas.

No sólo puedes ver las pantallas de los estudiantes, bloquéarselas o mostrarles la tuya, sino que también puedes controlar su audio:

  • Escucha a los alumnos en tiempo real
  • Escucha lo que ellos oyen
  • Conversa con ellos si necesitan de tu ayuda
  • Graba su audio en archivos

¿Necesitas más información?

Estaremos encantados de ayudarte! Llámanos al 902 360 645 o descarga una demo gratuita en NetSupport School.

Entradas Relacionadas:

¿Te gustó este artículo? Suscríbete al blog por email AQUÍ . Meritxell es asesora y formadora en nuevas tecnologías aplicadas a la educación. Consultora Certificada de Evernote (ECC) para centros educativos y empresas. Creadora y tutora de los Cursos online en Competencias Digitales de la Academy TotemGuard.
Encuentra tu curso en la Academy TotemGuard

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 comentarios en “Los cinco grandes ‘Qués’ al montar un laboratorio de idiomas

  1. Hola, necesitaría más información para montar un laboratorio de idiomas en mi colegio. ¿Dónde puedo dirigirme? Gracias

  2. Hola

    Me puedes recomendar un buen software para enseñar Ingles a Estudiantes de enseñaza secundaria principiantes y avanzados. Por favor?

    Gracias

    Hilda